martes, 24 de febrero de 2009

Hoy



















Hoy es el día más querido,
pues mi amado Señor es mi huésped;
toda mi casa resplandece con Su presencia.
Mi corazón canta Su Nombre
y se sumerge en Su belleza.
Lavo Sus pies, contemplo Su rostro,
y me postro ante Él
y le ofrezco mi mente, mi cuerpo
y todo lo que tengo.

“Mi amor le ha tocado;
mi corazón suspira por su dulce Nombre.”
Así canta Kabir,
el sirviente de todos los sirvientes.



Poesía Mística de la India.
Kabir (Benarés 1440-1518 Maghar)

3 comentarios:

angélica beatriz dijo...

/Mi amor le ha tocado/...

Esta bella y profunda imagen del hombre que puede tocar el amor de Dios, siendo que siempre anhelamos lo contrario, refleja una entrega dulce y desprendida de todo lo que se es y se posee.

Gracias por este momento de perfecta armonía, querida Asunción.

Un beso grande.

Sol dijo...

Muy bello, muy veraz.

Gaudiosa dijo...

Hola Angélica, hola Jose. En confianza, yo también me felicito por esta entrada. Y me doy las gracias. Me encanta.

Besos, amigos.